Saco Oliveros

Opinión

Dr. Julio Segura habla sobre derrames articulares

By

on

La presencia de líquidos dentro de la articulación puede tener varias causas, como un traumatismo sobre la rodilla, de repente un golpe, una torsión muy exigida, la rodilla puede sangrar producto de la rotura de un menisco, de un ligamento cruzado o de un golpe directo que produzca el sangrado a esto se le llama hemartrosis.

El aumento del volumen de la rodilla puede ser debido a la presencia del líquido inflamatorio cuyo origen puede deberse a un desgaste de la rodilla a través del tiempo (artrosis) o una lesión del cartílago articular (una condromalacia de diverso grado) o una rotura de meniscos, también puede ser generada por enfermedades de tipo reumáticas como la artritis reumatoide o elevación de ácido úrico, es decir tener gota y que esta haya afectado la articulación.

Una de las complicaciones más graves del aumento de volumen de la rodilla son las de tipo infeccioso que podría deberse a que un agente infeccioso haya ingresado a la articulación por una pinchada con una aguja a una rodilla que no haya tenido una buena preparación de la rodilla para poderla pinchar, o debido a otra infección a otro nivel como por ejemplo la garganta, los pulmones, la piel, los riñones y estos gérmenes a través de la sangre lleguen a la rodilla y esta llegue a infectarse. Otras causas podrían ser infecciones crónicas como la tuberculosis, etc.

El tratamiento de estos derrames articulares depende primeramente de hacer un diagnóstico adecuado. Teniendo el diagnóstico es que se puede tratar la enfermedad y hacer una terapia que vaya a mejorar o inclusive curar la articulación.

Recommended for you